Asistimos a una exacerbación criminal del individualismo, que nos lleva a cosas tan dispares como la depresión, la anorexia o la estupidez. Deberíamos proclamar lo colectivo como un destino, porque nadie se termina en su propia piel...



domingo, 21 de febrero de 2010

...Soliloquios...




Y me preguntas en tu silencio....¿Quién eres?

No hay comentarios:

Publicar un comentario